Las nuevas tecnologías: ¿malas o buenas?

  • 19 de Noviembre del 2015
  • 3 min de lectura

Internet, los ordenadores, las tablets, los ebooks… son muchos los nuevos aparatos que han aparecido en los últimos años y que pueden ayudar a la educación de los niños, aunque siempre siguiendo una serie de normas y consejos para evitar malos usos o el abuso de los mismos

¿Cómo pueden ayudarnos las nuevas tecnologías?

Todas estas herramientas que han aparecido y que se engloban bajo el nombre de Tecnologías de la Información y la Comunicación (TICs), están cada vez más presentes en la vida de los niños desde pequeños. No es inusual ver a un pequeño de 5 años usando un móvil o jugando con el ordenador de papá. También en las aulas han hecho su interrupción y, según los expertos en tecnología, en el año 2020 las tablets estarán totalmente implantadas en todas las clases del país, sustituyendo así a las pizarras. Además, los colegios contarán con pizarras electrónicas, wifi y todo tipo de herramientas que posibiliten un nuevo aprendizaje.

Y es que se ha comprobado que las nuevas tecnologías pueden proporcionar una enseñanza más completa e interactiva. Permiten a los alumnos tener un papel más protagonista en su formación, fomentar su creatividad y autonomía, interrelacionarse con otros países y culturas… Además, el aprendizaje es más dinámico y lúdico, lo que aumenta su interés y sus ganas de aprender.

Sin embargo, las nuevas tecnologías también pueden resultar muy peligrosas si no se usan correctamente. Es importante que el acceso a ciertos contenidos esté bloqueado, así como limitar las horas de uso para el ocio o las interacciones en las redes sociales. Por eso los padres deben estar al tanto de las nuevas tecnologías y saber cómo usarlas.

¿Cómo evitar los riesgos?

  • Usa siempre un control parental para el acceso a internet en todos los dispositivos de casa. Es importante que bloquees el acceso a contenidos inapropiados.
  • Busca aquellas aplicaciones más adecuadas a tu hijo y a lo que buscáis obtener de la red. No se trata solo de tener muchos juegos, hay muchas aplicaciones educativas muy interesantes.
  • Las redes sociales pueden ser muy peligrosas si se contacta con desconocidos o se intercambian fotos o datos privados. Enseña a tu hijo a usarlas adecuadamente a y no revelar nunca datos personales a nadie.
  • Ya sea para jugar o para estudiar, hay que limitar el tiempo delante de las pantallas. Demasiadas horas sentado delante de un ordenador o tablet puede acarrear problemas visuales, sobrepeso, etc. Es importante que el niño siga saliendo a jugar al parque o realice otro tipo de actividades.
  • Coloca el ordenador y demás dispositivos en el salón o en una zona común de la casa para poder controlar lo que hace el niño.
Publicidad Únete al Club familias Únete al Club familias

¿Te ha gustado este contenido?

Etapa vital

Deja un comentario

Para poder comentar accede a tu cuenta. Si aún no formas parte del Club familias, únete.

Este sitio utiliza cookies propias y de terceros. Algunas de las cookies son necesarias para navegar. A su vez, nosotros y nuestros socios utilizamos cookies con fines analíticos y de medición del uso de nuestra web, que nos permite almacenar, acceder y procesar datos personales como su visita en este sitio web.

Para habilitar o limitar categorías de cookies accesorias,  haz click en Personalizar la configuración y para obtener más información accede a nuestra Política de Cookies.

Acepta las cookies