La importancia de la vitamina D para los bebés

  • 6 de Diciembre del 2019
  • 3 min de lectura

Desde hace algunos años, entidades como la Asociación Española de Pediatría y su Comité de Lactancia, recomiendan dar a los bebés una dosis diaria de vitamina D. A continuación, te explicamos las funciones de esta vitamina y la cantidad recomendada que debes administrar a tu pequeño. 

Bebé durmiendo en una hamaca con una luz suave del exterior

¿Por qué es tan importante?

La vitamina D es un nutriente que favorece la absorción de calcio, componente principal de los huesos. Cuando se ingieren alimentos ricos en calcio, se necesita la intervención de esta vitamina para que conjuntamente puedan formar y mantener estructuras óseas saludables. 

Todo el mundo necesita vitamina D, pero especialmente los bebés y los niños, más concretamente en los periodos considerados críticos en la obtención de masa ósea, como son los 3 primeros años de vida y la adolescencia

Muchos expertos coinciden en que la prevención de aparición de osteoporosis en adultos debe comenzar desde la infancia, pues las deficiencias de vitamina D durante largos periodos de tiempo pueden afectar al crecimiento de los niños y favorecer la aparición de fracturas óseas en otros momentos de su vida. 

Publicidad Únete al Club familias Únete al Club familias

¿Cuáles son las fuentes de vitamina D?

Esta vitamina se obtiene principalmente de: 

  • Luz del sol. El organismo produce vitamina D cuando los rayos del sol directos transforman una sustancia química de la piel en calciferol. Evidentemente, esta exposición siempre debe hacerse con la protección solar adecuada.  
  • Alimentación. Podemos encontrar vitamina D en algunos pescados grasos como el salmón, la caballa o la sardina, y en aceites derivados de estos pescados. 
  • Suplementos. Existen suplementos de vitamina D que pueden ayudar a mantener sus niveles adecuados. 

Bebé tumbado tomando biberón

Suplementos para bebés

Como decíamos al principio del post, desde hace años las recomendaciones de los expertos sobre la administración de suplementos de vitamina D a bebés es clara: es recomendable que los utilicen todos los lactantes que tomen lactancia materna exclusiva o menos de 1 litro de leche infantil al día desde que nacen, y como mínimo, hasta los 12 meses. Esto se debe a que sus reservas de esta vitamina D dependen de las de la madre, y al no recibir sol directo, se estima que probablemente no lleguen a obtener la cantidad diaria necesaria y hay que darles 400 UI al día, tal y como indica la Asociación Española de Pediatría. 

Para conseguirlo, una excelente alternativa es Vitamin D, de Laboratorios Ordesa, es un complemento alimenticio con un alto contenido en vitamina D perfecto para dar a los bebés, ya que contiene un dosificador con el que puedes darle las 400 UI que necesita que necesita hasta los 12 meses muy fácilmente administrando únicamente 2 gotas directamente en la boca. Además, tiene un agradable sabor y aroma, y no contiene azúcares ni edulcorantes, y es apto para niños que no puedan tomar gluten o lactosa. 

Sabiendo cuáles son las recomendaciones oficiales, lo tienes muy fácil para asegurarte de que tu pequeño recibe la cantidad necesaria de vitamina D y así ayudarle a crecer con unos huesos fuertes. 

¿Te ha gustado este contenido?

Etapa vital

Referencias

Deja un comentario

Para poder comentar accede a tu cuenta. Si aún no formas parte del Club familias, únete.
Este sitio utiliza cookies propias y de terceros. Algunas de las cookies son necesarias para navegar. Para habilitar o limitar categorías de cookies accesorias, o para obtener más información, haz click en Personalizar la configuración.
Acepta las cookies