Así puedes quitarle el chupete a tu hijo

  • 5 de Enero del 2020
  • 3 min de lectura

Tu hijo ha llevado chupete desde que nació, pero al cumplir los 2 años, llega el momento de decirle adiós para evitar problemas bucales. Puede que ahora mismo veas muy complicado que tu hijo viva sin su chupete, por eso queremos ayudarte con este post en el que te contamos algunos trucos que quizá te sean de ayuda. 

El chupete como herramienta para los padres

Al nacer, los bebés tienen el reflejo de succión para poder así alimentarse y sobrevivir, por eso, es en las primeras semanas de vida cuando suelen aceptar el chupete. Succionar les relaja, por eso el chupete es una gran ayuda para los padres, especialmente a la hora de dormir al pequeño. 

Cuando se alarga demasiado su uso

Llevar chupete demasiado tiempo puede ser perjudicial y causar deformaciones en los dientes y en la cavidad bucal, e incluso, podría ocasionar problemas respiratorios y en el habla. Además, favorece la aparición de hongos bucales.  Es por esta razón que los expertos recomiendan valorar retirarlo entre el primer y el segundo año de vida.

 Bebé sujetando un chupete

Consejos para retirarle el chupete

Aquí tienes una serie de trucos y recomendaciones que pueden ayudarte si tu pequeño ya ha cumplido los 2 años y ya estás decidida/o a hacerlo: 

  • Escoge un buen momento. Mirando el calendario y la agenda familiar, piensa en un momento en el que no haya eventos importantes que puedan alterar la rutina en casa y/o las emociones de tu hijo como empezar la guardería, un viaje o una celebración. Lo mejor es elegir unas semanas tranquilas en las que dispongas de tiempo para dar el soporte y la atención que podría necesitar tu pequeño al no tener su chupete. 
  • Probando durante el día. Cuando esté distraído, jugando o haciendo alguna actividad que le tenga muy concentrado y no lo lleve puesto, prueba a quitárselo de la vista para ver cómo reacciona, pero, sobre todo, para que no se acuerde de él. A veces los niños se lo ponen simplemente porque lo ven y lo hacen por inercia. 
Publicidad Únete al Club familias Únete al Club familias
  • Lleva su atención a otra cosa. Cuando te reclame el chupete, prueba a distraerle ofreciéndole algún juguete o proponiéndole una actividad que le llame la atención para ver si se le olvida que quería su chupete. 
  • Háblale sobre el chupete y su función. En niños más mayores puede ser útil explicarle que los chupetes los usan los bebés más pequeños y que él ya se está haciendo mayor, por lo que, en algún momento, tendrá que despedirse de su chupete. Utiliza un tono amable, explicándole todo con delicadeza y cariño, sin ridiculizarle a él ni el hecho de usar chupete porque podría frustrarle.  

Niño de 2 años llevando un chupete

  • Agujerea o corta la tetina. Algunos padres optan por hacer un corte o un agujero en la tetina, de esta manera el niño lo nota al llevarlo en la boca y no lo reconoce como antes, no le es tan cómodo. Puedes explicarle que se ha roto y que no hay más chupetes de repuesto. 
Publicidad Únete al Club familias Únete al Club familias
  • Despedirse del chupete. Otra opción para niños más mayores es encontrar un momento en el que se pueda despedir del chupete él mismo. Puede ser en Navidad, y entregarlo a Papá Noel o a los Reyes Magos, o regalárselo a un recién nacido que conozca. 

Para que funcione, es importante que semanas antes de la fecha escogida vayas preparándole y explicándole todo para que de manera voluntaria quiera entregar el chupete y despedirse. Es posible que, por la noche, al intentar dormir, o en medio de una rabieta, pueda reclamarlo. En ese momento debes recordarle que él mismo lo entregó y se despidió y que el chupete ya no está. 

Para muchos padres pensar en el momento de que su hijo deje el chupete puede parecerles un mundo, pero al final, todo acaba saliendo, y si no es de una manera, será de otra, pero todos los niños acaban dejando el chupete.

¿Te ha gustado este contenido?

Etapa vital

Deja un comentario

Para poder comentar accede a tu cuenta. Si aún no formas parte del Club familias, únete.
Este sitio utiliza cookies propias y de terceros. Algunas de las cookies son necesarias para navegar. Para habilitar o limitar categorías de cookies accesorias, o para obtener más información, haz click en Personalizar la configuración.
Acepta las cookies