Los mareos en cada trimestre de embarazo

  • 7 de Octubre del 2019
  • 4 min de lectura

Junto a las náuseas, experimentar mareos es uno de los síntomas más comunes y conocidos del embarazo. Aunque se suelen vincular más al primer trimestre, lo cierto es que pueden estar presentes a lo largo de todo el periodo de gestación. A continuación, te hablamos de los mareos en cada trimestre y te damos algunos consejos para aliviarlos. Y si quieres conocer en profundidad todos los síntomas y cambios que experimentarás durante el embarazo semana a semana, encontrarás toda la información en nuestra Guía del embarazo.

Publicidad Únete al Club familias Únete al Club familias

¿Qué es exactamente un mareo?

Todo el mundo ha padecido mareos en alguna ocasión, y no es otra cosa que una sensación de palidez, pérdida de fuerza, sudoración fría, y visión borrosa. En algunas ocasiones puede darse un leve desvanecimiento, y en los casos más graves, una pérdida de conocimiento.

Mujer embarazada sentada en la cama sintiendo un mareo

Causas de los mareos en el embarazo

Éstas son las principales razones por las que las mujeres embarazadas sufren mareos:

  • Las hormonas del embarazo provocan una dilatación en los vasos sanguíneos, haciendo que la tensión arterial esté más baja durante los meses de gestación. Este descenso puede ocasionar mareos.
  • Permanecer mucho tiempo de pie.
  • Levantarse muy rápido al estar sentada, agachada o tumbada.
  • Estar demasiadas horas sin ingerir alimentos. Es lo que se conoce como hipoglucemia, una disminución de los niveles de azúcar en sangre.
  • Todo el mundo puede sufrir un golpe de calor, pero una mujer embarazada tiene más probabilidades por su tendencia a las bajadas de tensión.
  • Tener bajos los niveles de hierro.
Publicidad Banner gamma DONNAplus Maternidad cuadrado Banner gamma DONNAplus Maternidad horizontal

Mareos en el primer trimestre

Un gran porcentaje de mujeres experimentan los típicos síntomas del embarazo en estos primeros meses: náuseas, vómitos, mareos, dolores de cabeza… Como ya hemos explicado anteriormente, la presión arterial varía con el embarazo y es la causa principal de la sensación de mareo en este trimestre.

Al ser un embarazo tan incipiente, los propios nervios y miedos porque todo evolucione correctamente, hacen que estos instantes de malestar generen mucho estrés, tanto a la embarazada como al entorno, y cuando hay un mareo y/o desvanecimiento, se viva con mucha angustia.

Aunque entra dentro de la normalidad, no está de más, que, si experimentas algún mareo en el primer trimestre, acudas a un centro sanitario para comprobar tu tensión arterial y tu estado general.

Mujer embarazada tumbada sufriendo un mareo

Mareos en el segundo y tercer trimestre

Una vez superado el primer trimestre, y haciendo el seguimiento pautado por el ginecólogo, llega el segundo trimestre, el conocido como “trimestre dorado” porque en la mayoría de los casos, desaparecen los molestos síntomas del primero, y a la vez, la mujer ya está más tranquila al ver que todo transcurre con normalidad.

Lamentablemente, para algunas mujeres, los mareos continúan en estos meses, con el inconveniente de que ahora el vientre es más voluminoso y puede resultar más incómodo todavía. Además de por el descenso de la presión arterial, los mareos en estos trimestres están también relacionados con la postura y la brusquedad en los movimientos.

Publicidad Calculadora de la Fecha Probable de Parto Calculadora de la Fecha Probable de Parto

Consejos para evitar los mareos en el embarazo

Estos son algunos consejos que pueden ayudarte a prevenir y/o minimizar los mareos:

  • Si tu médico te ha dado el ok para realizar ejercicio, recuerda hacerlo siempre de forma moderada, especialmente a partir del segundo trimestre. Pasarse con el ejercicio podría hacerte hiperventilar y provocarte mareos.
  • Intenta acostarte sobre tu lado izquierdo. De esta manera favorecerás la circulación sanguínea sin comprimir la vena cava inferior y evitarás la aparición de mareos.
  • No hagas cambios de posición demasiado bruscos y levántate de la cama siempre de lado y de manera muy progresiva para que el sistema cardiovascular pueda adaptarse. Incorpórate poco a poco, siéntate en la cama, y tras unos segundos ponte de pie despacio.
  • Evita estar demasiado tiempo de pie, siéntate y pon las piernas en alto siempre que puedas, realizando ligeras rotaciones en los tobillos para favorecer la circulación.
  • Intenta no permanecer demasiado tiempo expuesta al sol o en lugares muy calurosos o sin ventilación para evitar deshidrataciones. Con el calor los vasos sanguíneos se dilatan más y provocan que la presión arterial esté más baja.
  • Para evitar hipoglucemias, o bajadas de azúcar, no estés demasiadas horas sin comer; es mejor hacer pequeñas ingestas cada pocas horas, en vez de hacer pocas comidas y más copiosas.
  • Lleva una dieta sana y equilibrada rica en hierro. Si tu ginecólogo lo considera necesario porque tus niveles de hierro están bajos, podría recetarte algún tipo de suplemento.

 

Con este post esperamos ayudarte a entender por qué se producen los mareos durante el embarazo. Si te sucede, es importante que mantengas la calma, busques un lugar donde sentarte y avises a la gente que tienes cerca. De igual modo, te recomendamos que, tras un mareo, siempre consultes con un profesional sanitario, especialmente si se dan en el tercer trimestre.

¿Te ha gustado este contenido?

Etapa vital

Referencias

Deja un comentario

Para poder comentar accede a tu cuenta. Si aún no formas parte del Club familias, únete.

Este sitio utiliza cookies propias y de terceros. Algunas de las cookies son necesarias para navegar. A su vez, nosotros y nuestros socios utilizamos cookies con fines analíticos y de medición del uso de nuestra web, que nos permite almacenar, acceder y procesar datos personales como su visita en este sitio web.

Para habilitar o limitar categorías de cookies accesorias,  haz click en Personalizar la configuración y para obtener más información accede a nuestra Política de Cookies.

Acepta las cookies